¿Qué es el emprendimiento social? Principales casos de éxito

EmprenderCategoría
lectura de 7 minuto(s)
Leticia Calvo

El paradigma ha cambiado. En la actualidad, cada vez más empresas surgen con un objetivo que va más allá del beneficio económico. El emprendimiento social se ha abierto un hueco de manera progresiva en el tejido empresarial en la actualidad. Pero, ¿qué consideramos una empresa social? ¿Cuáles son las características que las definen? Vamos a resolver estas dudas y a ver unos cuantos ejemplos de casos reales a continuación.

Protege tu nombre en Internet. Registra el dominio perfecto para tu proyecto en tan solo 1 clic.

¿Qué entendemos por emprendimiento social?

El emprendimiento social engloba a todas aquellas iniciativas empresariales que, manteniendo la estructura tradicional de ventas de una empresa, ponen el foco en el desarrollo de soluciones innovadoras que ayudan a resolver problemas sociales y medioambientales en lugar del mero beneficio económico.

Algunas de las causas más habituales son la pobreza, el cambio climático, la lucha contra la exclusión social, diversas enfermedades, etcétera.

Su objetivo principal es proponer modelos de negocio escalables, sostenibles y replicables que sean capaces de generar ingresos para financiar el desarrollo de este tipo de proyectos.

Este tipo de proyectos unen, por lo tanto, la eficiencia y los conocimientos del mundo empresarial con la vocación social de las entidades sin fines de lucro.

Diferencias entre empresa social y ONG

En muchas ocasiones, tendemos a equiparar el funcionamiento de una empresa social con el de una organización sin ánimo de lucro. Sin embargo, entre ambos modelos existen diferencias.

Si bien es cierto que ambas operan con el fin de combatir diferentes necesidades sociales o medioambientales, su funcionamiento es diferente.

Y es que las ONGs dependen de las donaciones de terceros para poder llevar a cabo acciones que generen un impacto positivo.

Por el contrario, las empresas sociales desarrollan un modelo de negocio rentable, escalable y sostenible que las hace independientes de estas donaciones a la hora de desarrollar soluciones para dichas causas.

Principales características de las empresas sociales

Estas son las principales características que definen a las empresas sociales como modelo de negocio:

  • Son agentes de cambio y deben tener una causa justificada como misión desde el inicio, ya sea con respecto a un cambio social o una mejora en el medio ambiente.
  • Su funcionamiento se basa en la metodología empresarial: técnicas de venta, marketing, etcétera. Sin embargo, el objetivo último de los emprendedores sociales es generar un impacto positivo en la sociedad en la que operan, más allá de obtener un mero beneficio económico. Para ello, deben proponer soluciones innovadoras para atajar distintas problemáticas actuales.
  • Este impacto positivo, además, debe ser escalable y sostenible a lo largo del tiempo.
  • Estas corporaciones deben reinvertir buena parte de sus beneficios para mejorar el fin último de la empresa social.

Tipos de emprendimiento social

Más adelante veremos varios casos reales de empresas sociales que han tenido un impacto social positivo y sostenible a lo largo del tiempo. Pero, antes, vamos a ahondar en los 4 tipos de emprendimiento social que existen:

Vamos a extendernos un poco más en cada una de estas tipologías.

Emprendimiento social profesional

Se trata de una persona especialista en un sector determinado que emplea su experiencia y conocimientos para resolver problema que afecta a la sociedad. Esta puede formar parte tanto de un proyecto propio como de una organización sin ánimo de lucro o una empresa privada.

Por ejemplo, profesionales de la costura que realizan abrigos para perros de manera gratuita y los donan a las protectoras de animales. De esta forma, a través de las ventas de estas prendas, las protectoras pueden financiarse y seguir trabajando en sus labores de rescate animal.

Emprendimiento de concienciación

En este caso, se trata de proyectos cuyo objetivo es concienciar a la sociedad acerca de los cambios necesarios en sus prácticas diarias para mejorar una causa determinada. A través de la formación, estas empresas recaudan fondos que pueden destinar

Por ejemplo, una empresa de educación ambiental cuyo objetivo es reducir las toneladas de basura presentes en el mar. De esta manera, desarrollan talleres y formaciones cuyos beneficios pueden reinvertir en acciones destinadas a reducir los residuos en este hábitat.

En un entorno privado

Son aquellas empresas privadas que desarrollan iniciativas concretas cuyo fin último es tener un impacto positivo en la sociedad, si bien es cierto que no es el objetivo de esa empresa.

De hecho, sus clientes no tienen por qué compartir esa misma pasión por la causa elegida ni ser una de sus prioridades.

Por ejemplo, en el caso de las empresas de alimentación a granel en las que se descuenta el 5% de la compra si el cliente lleva tuppers o envases desde su casa para reducir el uso de bolsas desechables.

Apadrinado

Este es el caso de una empresa social que recibe financiación de una o varias entidades privadas en forma de patrocinio. Es decir, que cuenta con otras entidades privadas, o una red de ellas, que aportan recursos para que estas puedan desarrollar acciones con fines sociales.

Por ejemplo, el caso de las fundaciones que pertenecen a entidades privadas. Por ejemplo, la Fundación La Caixa o la Fundación Atresmedia.

Ejemplos de emprendimiento social

Ahora ya conoces las características de una empresa social, pero ¿qué emprendimientos sociales hay en nuestro país? ¿Y alrededor del mundo? A continuación, vamos a ver algunos casos de éxito actuales.

Auara

¿Sabes que 1 de cada 10 personas no tiene acceso a agua potable? Auara es una empresa que nace con un objetivo social muy claro: llevar agua potable a las comunidades que no tienen acceso a ella.

Para ello, se basan en la comercialización de agua embotellada (fabricada de manera sostenible) y reinvierten sus beneficios en proyectos con un impacto social positivo.

Por ejemplo, la construcción de pozos, la instalación de saneamientos y de tanques de almacenamiento de agua con el fin de combatir, entre otras, el hambre, la proliferación de enfermedades en las zonas más desprotegidas y potenciar la independencia de las mujeres.

RosaParks

RosaParks es una consultora creativa que se ha especializado en el desarrollo de proyectos de marketing y comunicación que tienen un impacto social positivo en la sociedad actual.

A través de su trabajo, ayudan a distintas marcas a encontrar y comunicar su propósito en la sociedad, teniendo un impacto social positivo a la realidad actual.

Heura

Heura es una marca de productos de proteína vegetal cuyo objetivo es transformar el sistema alimentario actual hacia uno sostenible con el planeta.

Para ello, además de la comercialización de sus productos, se suman a causas de lo que desde la marca denominan “Food Activism” con el fin de concienciar a otras personas de la importancia de realizar esta transformación.

Últimas conclusiones: la evolución hacia una economía social

Las empresas tienen un alto impacto en la realidad actual. Afectan al medio ambiente, a la calidad de vida de las personas y a cómo estas interactúan con el medio en el que viven.

En una situación como la actual, marcada por profundas crisis sociales y medioambientales, las personas demandan cada vez más a las empresas. Y, al mismo tiempo, cada vez existe una concienciación mayor con respecto a las consecuencias de nuestras acciones en el mundo en el que vivimos.

Las empresas sociales aúnan la metodología de eficiencia e innovación y la vocación social. Estamos solo en los inicios de la evolución del concepto de emprendimiento hacia un entorno en el que la creación de valor para la sociedad se vuelve, cada vez, más imprescindible.

Lo vemos en redes sociales, en la prensa y en la realidad cotidiana. Se espera un futuro marcado por la proliferación de negocios sostenibles cuya misión vaya más allá del mero beneficio económico.

Products Used

DominiosObtén más información